Reina de la selva Radio en vivo
Domingo, 29 de Mayo del 2022
PASTILLITAS PARA EL ALMA  |   EL FAROL DE ANGELA SABARBEIN |   NOSOTROS |   CONTÁCTENOS

EL VALOR DE LA MIRADA INDAGADORA

Luis Alberto Arista Montoya* En medio de la incertidumbre mundial generada por la nueva mutación del coronavirus (llamada ómicron), el estreno de la película de corte ecologista “No mires para arriba” viene suscitado toda una polémica entre cinéfilos, científicos y académicos; entre personajes apocalípticos, negacionistas y conspiranoicos.

EL VALOR DE LA MIRADA INDAGADORA



08/01/22 - 11:56

Luis Alberto Arista Montoya*

En medio de la incertidumbre mundial generada por la nueva mutación del coronavirus (llamada ómicron), el estreno de la película de corte ecologista “No mires para arriba” viene suscitado toda una polémica entre cinéfilos, científicos y académicos; entre personajes apocalípticos, negacionistas y conspiranoicos.

 La película muestra la tribulación de  dos astrónomos, que después de observar (con mirada indagadora) por mucho tiempo la inconmensurabilidad del universo, llegan a una hipótesis plausible: que la tierra está a punto de desaparecer debido a la inminente   llegada violenta  de un cometa mataplanetas que destruirá a la tierra y sus habitantes.

Los científicos claman  ser atendidos y entendidos por los políticos, por los medios de comunicación y las grandes empresas. Pero nada. La indiferencia, la negligencia, la ignorancia y la angurria materialista y consumista de la gente se imponen.

 Mas, la comunidad científica liderada por una pareja de astrónomos sigue en su lucha agónica por advertirnos (incluso a nosotros  los espectadores) que la tierra está en peligro si es que no se logra desviar la trayectoria del mortífero cometa, o si no se lo pulveriza con armas explosivas inventadas por los científicos terrícolas… (Ya no les cuento más sobre la película, les invito a verla en Nettflix) 

Sostengo que no es una película de ciencia ficción o una película espectacular  que infunda miedo, temor y goce durante tres horas, y basta. No. Se trata de una metáfora ecológica sobre los peligros que tiene hoy nuestro planeta, que como sabemos sufre una severa crisis climática, donde  sus habitantes están casi siendo diezmados a causa de la pandemia. Los deshielos, las tormentas, las lluvias torrenciales y el calor incandescente en algunas zonas, las sequías; la mezcla de la variante delta con la veloz infección de la variante ómicron, sugieren pensar que la metamorfosis de la malignidad del virus continuará mientras la humanidad no logre hacer empatía entre la racionalidad científica y la razonabilidad del ciudadano, responsable primario  del cuidado de su propio cuerpo.

Por lo que apelo, para finalizar,  a una leyenda que nos ayudará a tomar conciencia sobre la rebelión de la naturaleza que ruge cuando el hombre no obedece ni respeta sus leyes. En su novela titulada “El Trueno entre las hojas”, el escritor paraguayo Augusto Roa Bastos, coloca como epígrafe la siguiente leyenda:

               “El trueno cae y se queda entre las hojas. Los animales comen las hojas y se ponen violentos. Los hombres se comen a los animales y se ponen violentos. La tierra se come a los hombres y empieza a rugir como el trueno”.

En los bosques peruanos la tala ilegal solo deja hojas trilladas, la deforestación aumenta,  los sembríos de coca para el narcotráfico se extienden; los ríos se contaminan a causa de la minería ilegal;  los animales se ponen molestos al no gozar de la sombra de sus árboles, arbustos, matorrales, y sus pastos; la pesca y caza indiscriminadas dilapidan montañas, el mar, ríos, lagos y cochas; mientras que explotados y explotadores compiten a mansalva hasta el anochecer y amanecer sin presagiar que  la tierra puede abrirse a jirones al son de tenebrosos truenos, como sucedió el 28 de noviembre último en el cañón de Alva: entre Jazán, el Acerradero, Naranjitos, la Calera y el Salao, mellando, en parte,  el paisaje cultural del valle sagrado de los chachapoya…Habrá que estar atentos: mirando abajo y arriba, adelante y atrás, a derecha e izquierda. Con mirada  indagadora. 
_______
EDITORIAL. Para Radio Reina de la Selva. Lima 7 de enero de 2021. Luis Alberto Arista Montoya.

Comentar

+ EDITORIAL

PASTILLITAS PARA EL ALMA

EL FAROL DE ANGELA SABARBEIN