Reina de la selva Radio en vivo
Sábado, 17 de Noviembre del 2018
PASTILLITAS PARA EL ALMA  |   EL FAROL DE ANGELA SABARBEIN |   NOSOTROS |   CONTÁCTENOS

Érase un país democrático

El Perú es nuestra patria...viva el Perú!!! Es el grito mayoritario de todos los nacidos en esta bella tierra llamada Peru, única en su género y a nivel mundial nos sentimos orgullosos de ser peruanos

Érase un país democrático



15/09/17 - 11:48


El Perú es nuestra patria...viva el Perú!!!

Es el grito mayoritario de todos los nacidos en esta bella tierra llamada Perú, única en su género y a nivel mundial nos sentimos orgullosos de ser peruanos, con p de patria como ya lo canto el Zambo Cavero, canción que la entonamos emocionados hasta las lágrimas cuando nuestra selección de fútbol gana o empata con el rival de turno y no hay nadie que se quede callado cuando los hinchas del equipo rival no reconozcan que somos los mejores.

Nuestro país en un país democrático, lo dice nuestra Constitución, que es la ley de leyes de nuestra patria. Un país donde los gobernantes son elegidos en democracia, se convoca a elecciones y el pueblo es quien decide quién será el próximo presidente que gobernara el país durante un periodo determinado.

Elegimos también cada cinco años a los congresistas que representan a las regiones y cada cuatro a las autoridades regionales y locales, que en el último caso dicen que elegimos al mejor vecino que nos represente y administre el presupuesto que designa el gobierno central.

Somos un país democrático, pero tenemos que ir obligatoriamente a sufragar para elegir a nuestras autoridades para que nos gobiernen y representen bajo pena de multa de no hacerlo.

Somos un país democrático, porque la mayoría de los electores obligados, solo nos contentamos con vestir nuestra mejores galas e ir apurados a las mesas de votación para no demorarnos en la cola, porque tenemos cosas más importantes que hacer que perder el tiempo esperando que los miembros de mesa se dignen a instalarla a las diez de la mañana, cuando la cita es a la ocho y han esperado a hurtadillas que lleguen primero los miembros suplentes para aparecerse orondos y apurados con una disculpa a flor de labios por la tardanza.

Somos un país democrático decimos, porque en la cola de sufragantes preguntamos antes de ingresar a la mesa de votación, por quien tengo que votar, porque no conozco a los candidatos y menos me interesó su plan de gobierno o las propuestas en favor de nuestro pueblo, región o nuestra patria, total la idea es cumplir con que nuestro DNI tenga el sellito que se necesita para no pagar la multa.

Claro que somos un país democrático, cuando en la mayoría de los ciudadanos con mayúscula, que realizamos nuestro derecho a elegir, termina un domingo cualquiera que se fija para el proceso electoral y nos olvidamos del asunto hasta las próximas elecciones, y no ejercemos nuestro derecho como ciudadanos en un país democrático como nuestro querido Perú, a fiscalizar a los antes candidatos y luego autoridades de turno que tuvieron el privilegio y el alto honor de representarnos y administrar los recursos del pueblo y en muchas de las veces les damos carta blanca para hacer de las suyas con los recursos de nuestros impuestos.

Claro que somos un país democrático y nos sentimos orgullosos de compartirlo en conversaciones diarias, pero cuando nos enteramos por cualquier medio que las autoridades que elegimos no están robando, no hacemos nada para demostrar nuestra indignación.

Por supuesto que en un país democrático como el nuestro los frentes de defensa del pueblo, que se crean para defender nuestros intereses y derechos, nos tienen que llamar a participar para ejercer nuestro deber ciudadano en este país democrático y en las muchas de las veces les negamos nuestra participación porque seguro que estamos ocupados y para eso están los frentes de defensa que caray, que ellos tienen la obligación de defendernos.

Y nos quedamos en nuestras cómodas casas y nos hacemos los sordos y hasta nos volvemos mudos, cuando nos enteramos que nuestros amigos del Fredich, descubren los robos de la caja móvil de rentas, del cemento prestado y nunca devuelto a aguas mal olientes, del pésimo y hasta nulo avance de la mega obra de saneamiento que ha hecho ricos a mucha gente cercana al alcalde de nuestra tierra y al mismo burgo maestre, denunciado por los mismos regidores de corrupto.

Valientes que solo por cumplir las funciones del cargo alguna población interesada, mal influenciada y completamente desinformada les hicieron carga montón en vez felicitarles por la labor realizada en beneficio de los que menos tienen.

Es este el país que queremos y al que decimos a cada rato arriba Perú. Hoy nuestra patria está en el peor de su momento democrático y dependerá de que la población se mantenga unida y expectante para que no tenga un desenlace trágico o fatal. Los movimientos subversivos no descansan, no permitamos con nuestra apatía que tengamos que regresar a la década del terror que ensangrentó a nuestro país.

Hagamos con la unión de los peruanos a nuestro querido Perú, un país democrático.

Hasta el próximo Farol de Ángela Sabarbeín.

Comentar

+ EL FAROL


NOTICIAS