Reina de la selva Radio en vivo
Viernes, 1 de Marzo del 2024
PASTILLITAS PARA EL ALMA  |   EL FAROL DE ANGELA SABARBEIN |   NOSOTROS |   CONTÁCTENOS

AUNQUE USTED NO LO CREA

Pastillita para el Alma 03 – 07 – 2023 Mi Carlos el día del cumpleaños, le dice: Hijita, “te quiero tanto, que, si tendría el mundo en mis manos, el mundo te lo daría”

AUNQUE USTED NO LO CREA



03/07/23 - 03:33

Pastillita para el Alma 03 – 07 – 2023

Mi Carlos el día del cumpleaños, le dice: Hijita, “te quiero tanto, que, si tendría el mundo en mis manos, el mundo te lo daría”

Mi hermano Lucho, cuando hace sus prédicas, exclama: “Señor, pon las palabras en mis labios, para explicar Tu Palabra” 

Yo ruego a Dios que, con mis frases mal hilvanadas, pero, escritas con mucho sentimiento, pueda llegar al corazón de ustedes, pues lo que voy a relatar, solo se puede entender viendo, con los ojos del alma y no con las retinas de nuestros globos oculares.

Casi todos los días, menos los martes y viernes, que voy al hospital Casimiro Ulloa, en esta zona de la gran Lima, donde vivo, entre las 11 y las 13 horas, salgo a un parque a cien metros, a la espalda de mi casa y tengo la oportunidad de contemplar a un buen grupo de señoritas uniformadas paseando en sus sillas de ruedas a muchos ancianos o enfermos mayores discapacitadas, tanto hombres como mujeres, muchos de ellos menores que yo, pero con alguna dolencia y/o personas que sus últimos días lo pasan en las casas de reposo, atendidas adecuadamente,  por personal calificado.

Generalmente me siento en una de las bancas y me pongo a leer un libro, mientras el perrito de mi nieta, un bulldog francés, que se llama Koko se sienta a mis pies después de haber caminado y corrido entre el pasto, tirando de la correa que llevo entre mis manos.

Bruscamente desde el lugar en que estoy, escucho el ruido del aleteo de una paloma, al principio pensé que era un macho y una hembra en sus ajetreos amatorios, pero grande fue mi sorpresa cuando mi perrito comienza a ladrar y a tirar de la correa en dirección del supuesto lío, al pie de un árbol, donde al parecer peleaban dos palomos, sin embargo lo que alcancé a ver era que, un ejemplar macho, grande y vigoroso, estaba “pegando” de aletazos y patadas, a una hembrita, acurrucada entre la yerba que no alcanzaba a volar ni mantenerse parada. Koko ladrando enfurecido, persiguió al palomo que voló hacia una rama del árbol y luego se acercó a la palomita herida y con esa nariz que se pierde entre los huesos de su cara, comenzó a husmearla, como una forma de ayudarle o acariciarla. Yo me mantenía atento, pensando que podría hacerle daño, pero no fue así, después de un breve instante nuevamente fui a sentarme y empezar a releer, cuando nuevamente el palomo volvió a bajar de la rama del árbol y continuó agrediendo a la hembrita. Nuevamente Koko fue en su auxilio y otra vez hacía como que lo acariciaba con la punta de su nariz, logrando esta vez que empiece a caminar a muy duras penas y volvió a posarse entre las hojas de la yerba. El perrito sentado a su lado en posición de protección y yo alejado a unos tres metros, contemplado perplejo ante mis ojos, la escena de dolor y de piedad de estos dos animalitos. 

Pasado un buen tiempo prudencial, volví a retirar al perrito y “aunque ustedes no lo crean” el palomo gordo y maloso, volvió a descender del árbol, nuevamente empezó a darle de patadas y aletazos a la hembrita, que ya no reaccionaba porque estaba muerta.
Me pregunto y no entiendo, acaso ¿no es la paloma el signo de la paz, de la tranquilidad y la paciencia? ¿Era agresión de este palomo macho o tal vez una forma de auxilio, ante la hembrita moribunda? ¿qué pasó conmigo que no atiné a levantar y auxiliar a la hembrita, ni tampoco pude comprender, la actitud de mi perrito, que me dio una muestra de compasión y protección? O acaso, recién debo comprender a esta altura de mi vida, ¿que la bondad, el amor y la piedad, no tiene dueño y no solamente es para los que lloran, hablan, se quejan e imploran, sino es para todo ser vivo, para toda criatura, obra de Tu creación?

¡¡¡Dios misericordioso, alabado seas por siempre, Bendito Dios!!!
Que en cada instante de nuestra vida nos das lecciones de Tu Amor omnipotente, nos das ejemplos de piedad y misericordia en las cosas más simples de nuestra existencia, te vales de historias sencillas, que los hombres no comprendemos tu sabiduría y nos demuestras con hechos y sin palabras que, los seres humanos, somos necios, tenemos una venda delante de nuestros ojos, que nos impide ver y comprender el Verdadero Amor por el que Tú entregaste tu vida en el Calvario, clavado en ese madero, que es la cruz de nuestra indolencia e ignorancia.    

¡¡¡Perdón Señor Jesucristo, te ruego me perdones por mi actitud negativa, por mi insania, por mi ignorancia, por ser tan insignificante y no haber comprendido Tu orden oculta y secreta!!! 
¡¡¡Perdón Señor, por pensar en mis problemas, en mis dolencias del cuerpo y del espíritu y no tender ni extender mis manos a quien clama o necesita ayuda!!!

Jorge REINA Noriega
*AYÚDAME A AYUDAR*
+51 999 048 355
jorgereinan@gmail.com


Comentar

+ PASTILLITAS


NOTICIAS